martes, 30 de abril de 2013

Canadian Maple Syrup and How it's Collected

Photographs and article by Karl and Robert Berdan 




Leaf from the Sugar Maple (Acer saccharum) tree in Autumn - the leaves can turn yellow, orange and even bright red. 


Red maple leaves in autumn are a favourite subject for many nature photographers.


 The maple leaf is proudly displayed on the Canadian Flag

Nothing tastes more Canadian than the sweet taste of Maple syrup on French toast or pancakes. Every spring in eastern Canada maple syrup producers tap maple trees and boil the sap into a sweet brown coloured syrup. No one knows exactly when this process first started, but it is believed that first nations people living around the great lakes and St. Lawrence river were the first to make a sweet drink from maple trees and they showed early settlers how to collect the sap. The sap was called “sinzibuckwud” by the Algonquin Indians literally meaning “drawn from wood” (source A history of Maple Syrup). 


First Nations boiling sap to create Maple syrup (diagram source Wikipedia)

It’s thought the Indians concentrated the sap by boiling the syrup in clay pots and also by removing the top layers of ice after freezing. They used it as a sweet drink. The first white settlers used wooden buckets to collect the sap and boiled the sap in copper kettles. The custom of collecting sap each spring became an integral part of colony life in the 17th and 19th century.


Tin buckets used to collect maple sap near Midland, Ontario.

  
A large maple tree has several taps leading to a plastic bucket.

Today maple syrup production is primarily a north American product with most of it being produced in Canada, primarily Quebec and Ontario and a small amount in the north eastern US. There is fear that the production in the US may be lost in the future due to global warming. 


Sugar maples line the road near Midland Point, Ontario. 


Sugar Maple seed photo by Steve Hurst @ USDA-NRCS PLANTS Database - Wikipedia

Maple syrup is made primarily from the sap of the sugar maple (Acer saccharum) and the red maple(Acer rubrum). These trees provide the sweetest sap with about 2% sugar content. The sap is collected into buckets and then boiled until the sugar content reaches 66% or 66 Brix. It takes about 40 litres of sap to make one litre of maple syrup. A new process using reverse osmosis can reduce up to 80% of the water saving cost and speeding up the boiling. The sugar content is measured using a hydrometer. After boiling the syrup it is filtered to remove any gritty material. The last step is to grade the maple syrup which is also sterilized by warming it to 180° F before packing. Classification of maple syrup is based on its colour and translucence. To make the best syrup, the sap should be boiled the same day its collected.

In order for the maple trees to produce enough sap they need to be about 40 years old. The amount of sap produced by a tree also depends on its size. A tree with 17 inch diameter trunk should only by tapped once, a 18-24 inch diameter tree – 2 taps, and a 25 inch or more diameter tree can have 3 or more taps. The holes should only be drilled when the temperature is above freezing, using a 7/16 inch drill at a slight upward angle approximately 2 to 2.5 inches deep. Once a hole is drilled install a tap by pushing it up into the hole and secure it lightly with a hammer. Supplies are available as some hardware stores or on the internet - see links below. 


Tree Physiology - How Do Trees Make Sap?

In late summer and fall, maples stop growing and begin to store their excess starch throughout the sapwood in ray cells. The excess starch remains as long as the temperature in the wood is colder than about 40° F . In spring time when the temperature starts to rise above 40 °F during the day, enzymes in the wood convert the starch to sugar, mainly sucrose which passes into the tree sap. Once temperatures exceed 45 °F the enzymes stop functioning and sugar is no longer produced. Depending on the latitude this process usually starts in March and April, but it can vary drastically from year to year as does the production of Maple syrup.


Sap drips into a bucket which is then collected and concentrated. 


 Early settlers would boil the sap over an open fire.

Economic Worth of Maple Syrup

Canada produces about 85% of the maple syrup with Quebec being the biggest producer creating about 96 million pounds in 2012 worth more than $270 million dollars. About 2\3 of the maple syrup produced is exported to the US with the rest being exported to Japan, Germany, France and the UK. Grade A syrup sells for about $32\gallon or $1800\barrel - that is about 13X the price of crude oil. Maple syrup is the true liquid gold.


Sugar Shack, also known as a sap house or sugar cabin is a semi-commercial establishment where sap is collected and boiled into syrup.


Inside of the sugar shack, sap is concentrated into maple syrup - it takes about 40 gallons of sap to make 1 gallon of syrup. A single tree can produce about 15 gallons of sap on a good year.

When Canada's Prime Minister, Stephen Harper travels abroad, his gift for foreign leaders often includes a selection of Canada’s finest maple syrup.


The majority of photographs for this article were taken by Karl Berdan who attended the Sweetwater Harvest Festival at the Wye Marsh Center in Midland Ontario this past March. Karl used a Nikon D300 camera and a Nikon 18-200 mm zoom lens to document the maple syrup festival. Robert attended the Elmvale Maple Syrup festival when he was a teenager and remembers pouring maple syrup on snow and eating the natural treat.   For a list of maple syrup festivals in Eastern Canada please see the links below. Robert had French toast and fresh maple syrup for breakfast from the bottle above to provide fuel for writing this article. If you have never tasted maple syrup you don't know what you are missing :-). 

Links and Resources

"Luka" por Photofanatic


Fuente: OjoDigital

"El caramelo" por Palacios


Fuente: OjoDigital

Pena silenciosa


Fotografía de 

domingo, 28 de abril de 2013

Las islas Lofoten. Camino hacia el Norte (de Photobak)

por frivera



¡¡¡A Noruega!!! Es lo primero que escuchas cuando dices que te vas de vacaciones por carretera ¡¡a Noruega!! Bueno, es lo que te dicen la primera vez, ya a la segunda vez es menos llamativo. Hemos subido dos veces en una furgoneta Volkswagen equipada, una en el 2005 para visitar los fiordos de la zona sur (Geiranger, Preikestolen, etc.), y la segunda en 2011 para visitar los archipiélagos de Vesteralen y Lofoten, situadas por encima del círculo polar ártico, ambas pertenecientes a la provincia de Nordland.

Para que os hagáis una idea del viaje, os diré que son unos 9.000 km ida y vuelta, atravesando en nuestro caso Gipuzkoa - Francia – Bélgica – Alemania – Dinamarca - Suecia y Noruega, aproximadamente 4 días de viaje. Se puede hacer todo el recorrido por carretera, en nuestro caso tomamos un ferry en el norte de Alemania para llegar a Dinamarca. 

Carreteras en Lofoten

Fuimos dos personas, mi mujer y yo, ambos con carnet de conducir. Dicho así parece una machada, pero seguro que en vuestro día a día habréis hecho cosas más complicadas. El viaje es bastante placentero, en Escandinavia la educación en carretera se hace notar, los que hayáis conducido por el Norte sabréis de lo que hablo.

Noruega, significa Camina hacia el norte. Los noruegos son respetuosos con la naturaleza y con los demás, han creado una sociedad muy avanzada. Hasta hace bien poco Noruega vivía de una manera austera, apenas un 3% de su territorio es cultivable, y sus grandes tesoros eran el bacalao y el arenque. Se puede decir que les toco el premio gordo con el hallazgo de petróleo en el Ártico. Es el estado quien gestiona la riqueza del petróleo, y los noruegos acceden desde entonces a unos recursos que nunca habían soñado, gestionándolos de forma eficaz, ahorrando las ganancias del petróleo e invirtiendo en sanidad y educación gratuitas, estímulos a la natalidad, pensiones generosas… Con los tiempos que corren por el Sur de Europa suena a ciencia ficción.

Vesteralen y Lofoten son dos archipiélagos que pertenecen a la provincia de Nordland, están muy al norte de Noruega pero paradójicamente las temperaturas son bastante suaves para la latitud donde se encuentran, Julio y Agosto son los meses más cálidos rondan los 12ºC aprox. y Enero y Febrero los más fríos -1ºC, vamos que en verano en manga corta ;-). Esto es debido a la corriente cálida que sube desde el Golfo de México hasta las costas de Escandinavia, a través del Atlántico Norte. A modo de ejemplo, el 13 de Enero de 201: 3ºC.

Casas de Madera en Andenes

Con estos antecedentes, partimos hacia el norte, cargados de ilusión, mapas, GPS, música y algunos programas de viajes grabados de la radio para amenizar el viaje, concretamente el gran programa “Levando Anclas” de Roge Blasco.

Se podría decir que el viaje de ida acababa en Andenes, el punto más al norte del archipiélago. El día era gris, con densas nubes y poca gente. Tienes la sensación de estar muy lejos, los 4 días de viaje acentúan esa sensación de lejanía, tened en cuenta que has sentido las arrugas de la tierra para llegar hasta allí. El principal atractivo de Andenes es el avistamiento de ballenas. No se garantiza el avistamiento, pero si en el primer viaje no hay suerte, tienes derecho a un segundo intento, en caso de no disponer de tiempo para el segundo intento, te devuelven el dinero. ¿Esto sucedería en otros países?, dejo ahí la pregunta. ¡¡Importante!! Ver el estado de la mar antes de coger el barco. Las pastillas anti-mareo no es necesario llevarlas, en cuanto subes al barco te las proporcionan.

Desde Andenes ya todo será descenso, siempre bordeando la costa occidental y realizando paradas a nuestro ritmo. A pesar de ser agosto en las playas hay sitio para poner la toalla, aunque no os servirá para nada. La Playa de Bleik, que da nombre a un pequeño pueblo de pescadores, desde donde hay safaris para ver puffins, también llamados frailecillos atlánticos.

Playa Bleik
Nuestra siguiente visita fue otro pueblo pesquero llamado Nyksund, el acceso al pueblo era una estrecha carretera costera espectacular. El pueblo ha sufrido el despoblamiento y la decadencia, pero actualmente se esta ganando un nombre como centro de arte y la cocina, la verdad que visitar el pueblo casi sin gente te hace sentir que esos edificios han tenido su gloria en otros tiempos.

Nyksund

Nyksund
Noruega esta muy poco poblada, apenas son 5 millones de habitantes para un país bastante extenso, tienes la sensación de tener todo el país a tu disposición. Hay una red amplia de campings bien situados por todo el país. Como nota diferencial, diremos que está permitida la acampada libre y la seguridad es total. 

Camping a Pie de Fjord
Aparte de los campings, en Lofoten son típicas las cabañas de pescadores (rorbuer), donde antiguamente pasaban las noches, actualmente están disponibles en todas las categorías desde modestas hasta de gran lujo. La ubicación de estas cabañas es inmejorable.

Rorbuer
AUSTVAGOYA
La población más grande que visitamos, exceptuando Bodø, fué Svolvær. Tiene unos 4.378 habitantes (en verano más). Tenía un pequeño centro comercial, conexión marítima por Ferry hacia Bodø y, lo más importante, constituye una parada para el Hurtigruten. Para los que no lo sepáis, Hurtigruten es la línea de barcos que une los lugares de la costa noruega, tiene la doble función de ser el medio de transporte y una atracción turística conocida internacionalmente, seguro que algunos foreros lo habéis disfrutado.

Hurtigruten en Trollfjord
En Svolvær se encuentra un famoso fiordo llamado Trollfjord, es conocido por ser el fjordo más estrecho de Noruega, ello no impide la entrada del Hurtigruten. Por supuesto que desde Svolvær se pueden tomar barcos para visitar el fjordo. Si además lo haces en horas de menos transito, tienes la oportunidad de ver al Pigargo Europeo o Haliaeetus Albicilla en plena faena. En el norte de Noruega está la mayor población de Pigargos y no es difícil tener la oportunidad de fotografiarlos. La anécdota en Svolvær fue cuando, esperando para zarpar en un barco, llegó un autobús de españoles, y como no, entre los turistas estaba una amiga de mi pueblo, increíble.

Pigargo

Pigargo
Muy cerca de Svolvær visitamos la población llamada Kabelvag, tiene un museo dedicado a la historia local, un acuario y lo que más destaca es su Iglesia de madera, muy típicas en todo Noruega.  

Iglesia de Madera en Kabelvag
Continuamos nuestro camino hasta el siguiente pueblo pesquero, se llama Henningsvær, exhibe una atmósfera bohemia con sus galerías de arte, con la montaña a sus espaldas y el mar de frente, fue el centro natural de actividad durante la temporada de pesca invernal de Lofoten. A diferencia de otros pueblos no ha sufrido variaciones de población y cuenta con unos 500 habitantes.

Hotel en Henningsvær
Ni que decir tiene que los paisajes entre los pueblos es maravilloso, llegando a acostumbrarte a tanta belleza, Se hacen muchas paradas para fotografiar y no siembre con la mejor luz, os pongo unas tomas realizadas durantes los viajes.

Típica cabaña aislada
País de navegantes

Fiordo o Fjord

El Reno, muy común por allí arriba
El norte de Noruega es conocido entre otras cosas por las auroras boreales, en verano no es posible verlas, pero dispones de muchas horas de luz, y la noche no es del todo oscura.  

Cae la noche
Al sur de Lofoten se encuentran los lugares más turísticos y más conocidos de las Islas, se nota también en que se ve más turismo pero con un carácter viajero, al menos lo que nosotros vimos. Encuentras gente que recorre las Islas en bicicleta, moteros solos desde Italia, jubilados en Harley Davidson, 4X4 de todas las marcas que vienen de Cabo Norte, algún camión que daba la vuelta al mundo y “pasaban” por allí. 

Un buen lugar para el descanso
Tomamos como punto de partida la población de Ramberg, que tiene una inmensa playa casi vacía; digo casi porque en mitad de la playa nos cruzamos con unos vascos que realizaban un viaje similar al nuestro.

Alrededores de Ramberg
Desde Ramberg visitamos Nusfjord. Posee una zona de construcciones entrecruzadas de carácter único, que evolucionó a finales del siglo XIX, este complejo de oficios se ha conservado como una unidad homogénea y ha sobrevivido a incendios y a nuevos elementos de la arquitectura moderna. Los arqueólogos han descubierto vestigios de los inicios de la “pesca industrial” y han sacado a la luz asentamientos del siglo V.

Nusfjord
Moskenesoya, es una de las islas más bonitas del archipielago de las Lofoten, lagos y fiordos reflejan las agrestes cumbres que protegen a las aldeas.

Como Reine, un maravilloso pueblo pesquero de apenas 997 habitantes, a pesar de su situación remota es visitado cada año por miles de turistas. La visión de Reine desde la cima del monte es una de las mas grandiosas vistas que hay en Noruega.

Vista de Reine

Cabañas en Reine

Hamnoy

Las Islas Lofoten tienen muchos atractivos, todos relacionados con la naturaleza, safaris de pigargos, de focas, trekking, ciclismo con carreteras casi sin tráfico, pesca, kayak, rafting, y como no, fotografía, etc. etc. Pero el tiempo es limitado y a nosotros ya nos tocaba empezar a descender, poco a poco disfrutando del viaje.

Para salir de las Lofoten decidimos volver a subir hasta Svolvær, allí podíamos coger un ferry que nos llevase hasta Bodø, ya en el continente. Aunque en realidad era una excusa para retrasar un poco la salida de Lofoten y así despedirnos poco a poco de las Islas Lofoten.

Skrova, desde el ferry rumbo a Bodø.

Nos queda un largo viaje de regreso pero con escalas, una en Estocolmo y otra en Copenhague, pero esa es otra historia.

Oskar Baglietto



Fuente: OjoDigital

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...